Co-creación en la Teoría U: formar un equipo

Co-creación en la Teoría U: formar un equipo

El siguiente paso tras Conectar con el futuro que nos necesita en la Co-creación en la Teoría U sería formar un equipo.

Co-creación en la Teoría U: Formar un equipo

Detrás de cualquier creación o proyecto que ha ayudado a evolucionar a la humanidad o al mundo, se encuentra una persona que lo primero que hizo fue formar un pequeño grupo en torno a su idea.

¿Cómo formar ese grupo?

Encontrar personas que se vinculen al destino de la organización

Pueden existir bastantes personas que trabajan o que trabajaran en el proyecto que estamos tratando de sacar adelante. Pero solo unas pocas vincularán su futuro al de la organización. Estas se implican de manera personal con todo lo que son a ella. Es decir, vinculan su destino al de la organización.

Pueden aparecer en la gestación de la idea y compartir la misma intuición o pueden incorporarse en una fase posterior, pero en ese caso deben compartir la intuición que desencadenó el proyecto.

No se trata de que trabajen de manera denodada, de hecho, llama la atención el poco esfuerzo que parecen poner en sacar el proyecto adelante. Esto no quiere decir que no trabajen, sino que al ser esta idea tan inherente a ellos mismos, fluyen sin un aparente sacrificio.

¿Cuantas personas son necesarias?

Otto Scharmer insiste varias veces, en su Teoría U, que con apenas cinco personas que compartan la misma intención y que comprometan su destino a llevarlo a cabo puede ser suficiente para cambiar el mundo.

Práctica para encontrar ese equipo

Para formar ese grupo se debe uno contestar dos preguntas:

¿Con que cuatro o cinco personas de mi alrededor creo que podría cambiar el mundo?

¿Que barreras debo eliminar para que este grupo funcione adecuadamente

Posiblemente, se dé uno cuenta de que resultan pequeñas nimiedades que con la intención adecuada resultan fáciles de salvar.

Los siguientes pasos en la Co-creación en la Teoría U

Formar un equipo

Crear prototipos y si se necesita hacer las preguntas necesarias

Integrar cabeza corazón y mano

Iterar, iterar, iterar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *